Para promocionar tu empresa o producto siempre es bueno concertar entrevistas en radio y TV. Desde las agencias de comunicación gestionamos las mismas como parte de la estrategia de prensa para el cliente. Pero no todas las marcas u organizaciones tienen asignado un vocero con entrenamiento para entrevistas, y la persona que deberá hacerse cargo de la misma debería evitar que ganen los nervios y que la entrevista se vuelva contraproducente.

 

Antes de la entrevista

Por lo general el encargado de prensa/comunicación, sea interno o un consultor, debería acercar al entrevistado la siguiente información: 1- Quién va a realizar la entrevista (un perfil sobre el periodista o conductor), 2- Qué otras personas participarán, y 3- Cuál es el tiempo que durará la entrevista.

Para el caso de la TV, es bueno no utilizar vestimenta muy llamativa, o accesorios que destaquen demasiado, ya que desvía la atención de la audiencia de lo que se está hablando. En el caso que la producción le ofrezca maquillaje acéptelo, se verá mejor en pantalla.

Durante el encuentro

1- No corra. No es necesario apresurarse a dar una respuesta, lo que suele suceder cuando uno está nervioso. Puede realizar pausas y sea concreto. El entrevistador le seguirá re-preguntando si quiere profundizar en un tema.

2- Evite el lenguaje técnico. Recuerde que la audiencia puede ser variada y que no se trata de una presentación sino de una charla con el entrevistador.

3- Muestre en vez de decir. Para la audiencia es mucho más atractivo que la descripción los ejemplos visuales (incluso en radio) o las anécdotas.

4-Evite sonar como disco rayado. Si bien es bueno tener en mente los puntos principales sobre lo que se quiere hablar, varíe sus respuestas. Si dice siempre las mismas frases y no se adapta a las preguntas va a dar una mala imagen, y en muchos casos la sensación de que oculta algo.

5- Sea genuino. Mostrar su personalidad es lo más conveniente para no verse incómodo.

Extra: Convertirse en un experto referente para la prensa.

a- Sea accesible. Sobre todo con los horarios. Los productores pueden llamarlo o contactarlo muy temprano por la mañana o muy tarde. Si no contesta su teléfono pasarán al siguiente en la lista.

b- Sea visible. Es muy importante que sus perfiles en redes sociales, su sitio web y sobre todo su LinkedIn estén actualizados.

c- Sea honesto. Si lo contactan por una temática de la cual no puede hablar en profundidad o con real conocimiento diga No. Es preferible recomendar a un colega y mantener una estrecha relación con el periodista que mentir y que no lo vuelvan a llamar.

Lic. Jimena González López para 1000 JOTAS